9 de enero de 2017

Las partículas elementales

Las partículas elementales

Pese a tratar temas de un rabioso presente, Las partículas elementales se adentra en la ciencia-ficción, puesto que sus últimas escenas transcurren en el año 2079, cuando un nuevo hombre, fruto de la tecnología, nos ha sustituido y el hombre, fruto de la historia, se encuentra en extinción. El humor sarcástico, el cruel análisis del presente y la aparente simplicidad psicológica con la que Houellebecq diseña sus personajes proponen una oposición fundamental: el vitalismo frente al cientifismo. 

La novela narra el improbable nudo que unirá los destinos de dos hermanastros: Michel, prestigioso investigador en biología, especie de monje científico que a los cuarenta años ha renunciado a su sexualidad y sólo pasea para ir hasta el supermercado; y Bruno, también cuarentón, profesor de literatura, obsesionado por el sexo, consumidor de pornografía, misógino, racista, un virtuoso del resentimiento.

Michel Houellebecq

Michel Houellebecq (Isla Reunión, 1958) es poeta, ensayista y novelista, «la primera star literaria desde Sartre», según se escribió en Le Nouvel Observateur. Su primera novela, Ampliación del campo de batalla (1994), ganó el Premio Flore. En mayo de 1998 recibió el Premio Nacional de las Letras, otorgado por el Ministerio de Cultura francés. Su segunda novela, Las partículas elementales (Premio Novembre, Premio de los Lectores de Les Inrockuptibles y mejor libro del año según la revista Lire), fue muy celebrada y polémica. Obtuvo el Premio Goncourt con El mapa y el territorio, que se tradujo en 36 países, y ha abordado el espinoso tema de la islamización de la sociedad europea en Sumisión. Houellebecq ha sido galardonado también con los prestigiosos premios IMPAC (2002) y Schopenhauer (2004); en España recibió el Leteo (2005).

La boda de Chon Recalde

La boda de Chon Recalde

Las hermanas Recalde, hijas de un capitán de navío fusilado por enfrentarse al General Franco, regresan al pueblo natal, Villarreal de la Mar, y allí tratarán de adaptarse a la vida provinciana de posguerra. En Villarreal es más importante ser nieta de dos almirantes que hija de un fusilado, y eso las libra del estigma. Pero hay cosas que no se perdonan, entre ellas no aceptar (o no buscar) de entre los marinos de la villa un buen partido para casarse.

La boda de Chon Recalde es una de las últimas novelas de Gonzalo Torrente Ballester y, quizá por ello, es una muestra de la sabiduría narrativa del autor, pues por un lado parece prometernos una novela rosa, pero bajo esa apariencia esconde una temática mucho más grave y profunda, como el retrato de una sociedad anodina y trasnochada, y sobre todo, la dignidad y el valor de unas chicas en la defensa de sus ideas a favor de una vida más auténtica, por encima de hipocresías y falsos respetos humanos en los años difíciles de la posguerra, en una ciudad española de provincias. 


Gonzalo Torrente Ballester

(El Ferrol, 1910- Salamanca,1999). Se traslada a Madrid para estudiar Filosofía y Letras en 1928. Tras licenciarse en Ciencias Históricas en Santiago de Compostela, consigue un puesto de profesor auxiliar en esta universidad. Trabajó en la enseñanza, en la crítica, en la producción novelística y el teatro, representado por el Viaje del joven Tobías, de 1936, El retorno de Ulises y Lope de Aguirre.

En 1943 apareció su libro Javier Mariño, y después El golpe de estado de Guadalupe Limón (1946); Ifigenia; la trilogía Los gozos y las sombras, constituida por El señor llega (1957), Donde da la vuelta el aire (1960) y La pascua triste (1962); Don Juan (1963); Off Side (1969); La saga/fuga de J.B., que recibió los premios Ciudad de Barcelona y de la Crítica, de 1972; La isla de los jacintos cortados (1982) y Filomeno a mi pesar (1988). De sus ensayos destacan, Panorama de la literatura española contemporánea (1956), Siete ensayos (1972), El Quijote como juego. En 1975 fue miembro de la Real Academia Española. En 1982 le concedieron el Premio Príncipe de Asturias en 1982 y en 1985 el Miguel de Cervantes.

El nadador

El nadador

Hungría, 1956. Sin decir una palabra, Katalin huye hacia el mundo capitalista y abandona a su familia. Su marido, Kálmán, vende la casa y la granja y decide recorrer el país con sus dos hijos, Kata e Isti. Mientras Kálmán cae en un estado de melancolía, Kata y su hermano pequeño tratan de mitigar su desconcierto. 

Sólo cuando están cerca del agua, a la orilla de algún río o junto a un lago, cuando observan cómo nada su padre o cuando ellos mismos lo hacen, sólo entonces hallan momentos mágicos de ligereza y felicidad. Con esta novela, melódica y nostálgica, Zsuzsa Bánk ganó el premio Aspekte del año 2002 por el mejor debut en prosa en lengua alemana, y se ha convertido en una autora de prestigio.




Zsuzsa Bánk

Zsuzsa Bánk nació en 1965 en Frankfurt. Hija de inmigrantes húngaros, trabajó como vendedora de libros, estudió publicidad, política y literatura en Maguncia y Washington D.C. Finalmente, trabajó como periodista para la televisión del Deutsche Bank.  Desde el año 2000 trabaja como escritora independiente.

En 2002 publicó “El nadador”, su primera novela, por la que fue galardonada con el premio literario “Aspekte” y el premio “Mara Cassens” de la Literaturhaus de Hamburgo. En el año 2003, recibió el premio de fomento de la literatura de la Fundación Jürgen Ponto y en 2004 fue premiada con el Premio Adalbert-von-Chamisso. En 2007 ganó la competición internacional de narraciones breves de Mannheim.

16 de diciembre de 2016

El abanico de seda

El abanico de seda

Como prueba de su buena estrella, Lirio Blanco, una tímida niña de siete años, hija de una humilde familia de campesinos, será hermanada con Flor de Nieve, que vive en un pueblo lejano y es de muy diferente ascendencia familiar. Por medio de una ceremonia ancestral, ambas se convierten en laotong («mi otro yo» o «alma gemela»), un vínculo que dura toda la vida y que será más profundo que el matrimonio. 

Desde el principio, y a lo largo de los años, Lirio Blanco y Flor de Nieve se intercambiarán mensajes en nu shu escritos en un abanico de seda, que las sirvientas llevarán de una casa a la otra. En abanicos y pañuelos darán cuenta de lo que nadie conoce: sus más íntimos pensamientos y emociones, y gracias a esa vía secreta de comunicación se consolarán de las penalidades del matrimonio y la maternidad. El nu shu las mantendrá unidas, hasta que un error en la interpretación de uno de los mensajes amenazará con truncar su profunda amistad.


Lisa See

Lisa See (París, 1955) se crió en una familia china asentada en Estados Unidos. Trabajó como corresponsal en el semanario Publishers Weekly. Ha escrito artículos para publicaciones como The New York Times, The Washington Post y Los Angeles Times.

En 1995 publicó On Gold Mountain, en la que narra la historia de su bisabuelo cuando emigró de China a América. Es conocida principalmente por la novela El abanico de seda (2005), que habla del lenguaje secreto de las mujeres de tiempo atras. Por esta novela, traducida a varias lenguas, obtuvo numerosos premios. Posteriormente ha publicado El pabellón de las peonías (2007) y Dos chicas de Shanghai (2010), que continúan con el retrato de la sociedad china.

Carreteras secundarias

Carreteras secundarias

Carreteras secundarias es la historia del viaje de un padre y un hijo a través del tiempo y del espacio. El padre es un fracasado que sólo persigue negocios de subsistencia. El hijo, un adolescente abúlico que se ve obligado a seguir los errantes pasos de su padre por pueblos de mala muerte en los que nunca encuentran nada más que derrota.

Podría ser esta una novela de iniciación una suerte de road-movie autóctona, o una moderna novela picaresca. Pero el estilo de Martínez de Pisón la ha enriquecido con imágenes, constantes avances y retrocesos en el tiempo -este recurso, utilizado con maestría, es lo mejor del libro- fantásticos diálogos, personajes envidiables... todo para contarnos el fracaso de un hombre, sí, pero que coincide con el fracaso de un régimen político -la dictadura-, el fin de un período. Una novela magnífica de uno de los mejores narradores del momento. 

Ignacio Martínez de Pisón

Ignacio Martínez de Pisón (Zaragoza, 1960) se licenció en Filología hispánica en Zaragoza y en Filología italiana en Barcelona, ciudad en la que reside desde 1982. Su obra ha sido traducida al francés, italiano, euskera y portugués. Tras su primera novela, 'La ternura del dragón' (1984), que obtuvo el premio Casino de Mieres, se dedicó de lleno a la literatura. Entre los títulos que ha publicado destacan 'María Bonita' (2000, Premio Pedro Saputo de las Letras Aragonesas en lengua castellana); 'Enterrar a los muertos' (2006, Premio Rodolfo Walsh a la mejor obra de no ficción policíaca, Premio Dulce Chacón); 'Dientes de leche' (2009, Premio Arzobispo Juan de San Clemente); 'El día de mañana' (2011, Premio Ciudad de Barcelona de Literatura en Lengua Castellana, Premio Espartaco a la mejor novela histórica) o 'La buena reputación' (2014, Premio Cálamo Libro del año).

Además, ha traducido obras de los autores italianos Del Giudice y G. Morselli. Igualmente ha participado en antologías y libros colectivos como 'El cuento hoy en España' (1988); 'Cuentos barceloneses' (1989); 'Estrategias de la memoria' (1990), 'Aeropuerto de Funchal' (2009) o 'Partes de guerra' (2009). En 1990 el relato 'El filo de unos ojos', incluido en su obra 'Alguien te observa en secreto', fue llevada a los escenarios. Su novela 'Carreteras secundarias' fue adaptada al cine en 1997 por Emilio Martínez-Lázaro.