28 de abril de 2017

Yerma

Yerma

Yerma, cuerpo de tragedia típica que yo he vestido con ropajes modernos es, sobre todas las cosas, la imagen de la fecundidad castigada a la esterilidad. Un alma en la que se cebó el Destino, señalándola para víctima de lo infecundo. Y es de ahí, del contraste de lo estéril y lo vivificante, de donde extraigo el perfil trágico de la obra. Federico García Lorca (Entrevista a Alfredo Muñiz, 1934) Vista desde el ángulo más directo y más humano, Yerma está incompleta porque no tiene, ni va a tener, un hijo. Sin embargo, le falta mucho más que un hijo: le falta todo lo que lo haría posible: el amor, la ternura, la compasión, la pasión, la liberación, la curiosidad de explorar la experiencia que se encuentra más allá de los límites familiares. 

Como repetidamente declaró Federico García Lorca, «Yerma» es una tragedia con un solo tema (la mujer estéril) y un carácter en progresivo desarrollo. A través del largo tiempo dramático, Yerma lucha desesperadamente con su verdad, que cada vez se vuelve más conflictiva y no ceja en ello hasta consumarla. La resolución final ?la muerte del marido? es la última defensa de su sueño imposible y una afirmación rotunda de su destino trágico ante la ciega fatalidad.


Federico García Lorca

Federico García Lorca (Fuentevaqueros, Granada,1898 - Víznar, Granada, 1936) comenzó en 1915  a estudiar Filosofía y Letras, así como Derecho, en la Universidad de Granada. Formó parte de El Rinconcillo, centro de reunión de los artistas granadinos donde conoce a Manuel de Falla. Entre 1916 y 1917 realizó una serie de viajes por España con sus compañeros de estudios, conociendo a Antonio Machado. En 1919 se trasladó a Madrid y se instaló en la Residencia de Estudiantes, coincidiendo con numerosos literatos e intelectuales.

Junto a un grupo de intelectuales granadinos fundó en 1928 la revista Gallo. En 1929 viajó a Nueva York y a Cuba. Dos años después fundó el grupo teatral universitario La Barraca, para acercar el teatro al pueblo, y en 1936 volvió a Granada, siendo detenido y fusilado por sus ideas liberales.

Escribió tanto poesía como teatro, si bien en los últimos años se volcó más en este último, participando no sólo en su creación sino también en la escenificación y el montaje. En sus primeros libros de poesía se mostraba más bien modernista, siguiendo la estela de Antonio Machado, Rubén Darío y Salvador Rueda. En una segunda etapa aúnó el Modernismo con la Vanguardia, partiendo de una base tradicional. En cuanto a su labor teatral, Lorca empleaba rasgos líricos, míticos y simbólicos, recurriendo tanto a la canción popular como a la desmesura calderoniana o al teatro de títeres. En su teatro lo visual es tan importante como lo lingüístico, y predomina siempre el dramatismo. En la actualidad Federico García Lorca es el poeta español más leído de todos los tiempos.

19 de abril de 2017

¿Qué? La eternidad

¿Qué? La eternidad

Tras Recordatorios y Archivos del Norte, ¿Qué? La Eternidad constituye la memoria de una Marguerite Yourcenar niña y adolescente sobre la que gravita intensamente la figura de su padre -su iniciador a la belleza y el arte- y sus amores, su callada generosidad, su amistad sin palabras, su elegancia, su inteligencia teñida siempre de un profundo amor.

Marguerite -que habla tan poco de sí misma- se retrata por completo mientras describe apasionadamente a ese hombre singular y va ofreciendo a sus lectores, por añadidura, muchas claves para comprender su obra.


Un hormigueo de emociones, preguntas sin respuesta y desastres públicos y privados se convertirá, al final del libro, en un laberinto perfecto en el que todas las sombras cobran vida.


Marguerite Yourcenar

Marguerite Yourcenar (Bruselas, Bélgica, 1903- Mount Desert Island, EEUU, 1987) es el pseudónimo de Marguerite Antoinette Jeanne Marie Ghislaine Cleenewerck de Crayencour. Yourcenar es, precisamente, un anagrama de Crayencour. De familia noble, fue una niña prodigio que, aleccionada por su padre, demostró grandes dotes. Publicó su primera novela a los veintiséis años, trasladándose a Estados Unidos para dar clases de Literatura Comparada en Nueva York. 

Fue traductora de autores como Henry James, Yukio Mishima y Virgina Woolf, y en 1951 publicó su gran éxito Mémoires d¨Hadrien (Memorias de Adriano), novela en la que estuvo trabajando una década y que le reportó gran popularidad y una excepcional acogida de la crítica. Perteneció a la Academia Belga desde 1970, y se convirtió en 1980 en la primera mujer en pertenecer a la Academia Francesa. Su hogar en Maine, el Petite Plaisance de Mount Desert Island, es hoy día una casa-museo dedicada a su vida y obra.

7 de abril de 2017

Noches blancas

Noches blancas

Noches blancas es la novela sentimental de un soñador que persigue sus quimeras en medio de la soledad y la pobreza. La aparición de la bella Nástenka iluminará su existencia con un fulgor trágico. El hecho de haber presentido el amor en sus sinceras conversaciones con aquélla será suficiente para que el soñador se considere un bienaventurado pese al carácter siempre esquivo de la realidad.


Un joven solitario e introvertido narra cómo conoce de forma accidental a una muchacha durante una “noche blanca”, fenómeno que se da en la ciudad rusa durante la época del solsticio de verano y a causa del cual la oscuridad nunca es completa. Tras el primer encuentro, la pareja de desconocidos se citará durante las cuatro noches siguientes, noches en las que la chica, de nombre Nastenka, relatará su triste historia, y en las que harán acto de presencia, de forma sutil y envolvente, las grandes pasiones que mueven al ser humano: el amor, la ilusión, la esperanza, el desamor, el desengaño.

Fiódor Dostoievski

Fiódor Dostoievski (Moscú, 1821 - San Petersburgo, 1881) fue un novelista ruso. Educado por su padre, un médico de carácter despótico y brutal, encontró protección y cariño en su madre, que murió prematuramente. Al quedar viudo, el padre se entregó al alcohol, y envió finalmente a su hijo a la Escuela de Ingenieros de San Petersburgo, lo que no impidió que el joven Dostoievski se apasionara por la literatura y empezara a desarrollar sus cualidades de escritor. Al terminar sus estudios, tenía veinte años; decidió entonces permanecer en San Petersburgo, donde ganó algún dinero realizando traducciones.

La publicación, en 1846, de su novela epistolar Pobres gentes, que estaba avalada por el poeta Nekrásov y por el crítico literario Belinski, le valió una fama ruidosa y efímera. En 1849 fue condenado a muerte por su colaboración con determinados grupos liberales y revolucionarios. Indultado momentos antes de la hora fijada para su ejecución, estuvo cuatro años en un presidio de Siberia, experiencia que relataría más adelante en Recuerdos de la casa de los muertos. En 1866 publicó El jugador, y la primera obra de la serie de grandes novelas que lo consagraron definitivamente como uno de los mayores genios de su época, Crimen y castigo.  Tras nacer su segundo hijo, estableció un elevado ritmo de trabajo que le permitió publicar obras como El idiota (1868) o Los endemoniados (1870), que le proporcionaron una gran fama. En 1880 apareció la que el propio escritor consideró su obra maestra, Los hermanos Karamazov, que condensa los temas más característicos de su literatura: agudos análisis psicológicos, la relación del hombre con Dios, la angustia moral del hombre moderno y las aporías de la libertad humana.

4 de abril de 2017

El cielo es azul, la tierra blanca

El cielo es azul, la tierra blanca

Tsukiko tiene 38 años y lleva una vida solitaria. Considera que no está dotada para el amor. Hasta que un día encuentra en una taberna a su viejo maestro de japonés, que tiene entonces 70 años. Entre ambos se establece un pacto tácito para compartir la soledad. 

Escogen la misma comida, buscan la compañía del otro y les cuesta separarse, aunque a veces intenten escapar el uno del otro: el maestro, en el recuerdo de la mujer que un día lo abandonó; Tsukiko, en un antiguo compañero de clase. Con una prosa sensual y despojada, Kawakami nos cuenta una historia de amor muy especial: el acercamiento sutil de dos amantes, con toda su íntima belleza, ternura y profundidad. Todo un descubrimiento literario. 

En su novela Kawakami derriba las barreras del tiempo (el cual retrocede, se mezcla y se superpone con otros momentos temporales) y las que separan a los diferentes seres.

Hiromi Kawakami

Hiromi Kawakami (Tokio, 1958) es una de las escritoras más populares de Japón. Estudió Ciencias naturales en la Universidad de Ochanomizu y fue profesora de Biología hasta que en 1994 apareció su primera novela (Kamisama). Sus libros han recibido los más reputados premios literarios, que la han convertido en una de las escritoras japonesas más leídas.

En 1996 obtuvo el Premio Akutagawa por Tread on a Snake. En 2000 obtuvo el Premio Ito Sei y el Woman Writer's por Oboreru. En 2001 ganó el prestigioso Premio Tanizaki por la novela El cielo es azul, la tierra blanca (2009), adaptada posteriormente al cine con gran éxito. También se ha traducido al castellano Algo que brilla como el mar (2010), Abandonarse a la pasión (2011), El señor Nakano y las mujeres (2012) y Manazuru (2013).

31 de marzo de 2017

En el café de la juventud perdida

En el café de la juventud perdida

París, años sesenta. En el café Condé se reúnen poetas malditos, futuros situacionistas, y estudiantes fascinados por la bohemia parisina. Y aunque la nostalgia de aquellos años perdidos parecería ser el tema central de la novela, Modiano le da un giro sorprendente. Porque En el café de la juventud perdida es también una novela de misterio. Todos los personajes, todas las historias, confluyen en la enigmática Louki. Cuatro hombres nos cuentan sus encuentros y desencuentros con la hija de una trabajadora del Moulin-Rouge. Algunos la buscan, otros la aman, y para casi todos ellos la chica encarna el inalcanzable objeto del deseo.

Louki, como todos los que la acompañan en su vagabundeo por un París espectral, es un personaje sin raíces, que vive inventando identidades, renaciendo una y otra vez, luchando por construir un presente perpetuo. Modiano recrea alrededor de la fascinante y conmovedora figura de Louki el París de su juventud, al mismo tiempo que construye con su estilo inconfundible una hermosísima novela sobre el poder de la memoria y la búsqueda de la identidad, dos grandes ejes de la obra del escritor francés.

Patrick Modiano

Patrick Modiano (Boulogne-Billancourt, Francia, 1945) estudió en varios colegios de gran prestigio, como el Liceo Enrique IV de París, pero decidió no cursar estudios universitarios. Durante este periodo fue alumno del escritor Raymond Queneau, quien le animó a dedicarse a la literatura. Modiano publicó en 1968 El lugar de la estrella, su primera novela, tras la cual decidió continuar su carrera como escritor a tiempo completo.

La obra de Modiano está muy influida por la historia de su familia durante la II Guerra Mundial, un aspecto que se ve reflejado en sus primeras obras, como Los bulevares periféricos o La ronda de noche. En 1978 recibió el importante Premio Goncourt con Calle de las tiendas oscuras, que le proporcionó una gran fama en Francia. Su producción novelística ha resultado constante y a lo largo de su carrera ha publicado más de 25 libros y logrando otros premios, como el de la Academia Francesa. En 2104 recibió el máximo galardón de las letras, el Premio Nobel de Literatura. Varias de las novelas de Modiano han sido llevadas al cine, Villa Triste, estrenada con el título de El perfume de Yvonne, Te quiero o Charell. El autor no ha sido ajeno al mundo del cine, participando también en la escritura de varios guiones y llegando a ser jurado del Festival de Cannes.